Se habilitan actividades pastorales en espacios abiertos de los templos

Oct 23, 2020

Quedarán habilitadas las actividades formativas y pastorales que puedan desarrollarse en los espacios abiertos que tengan los templos, como la catequesis y otros cursos religiosos, en grupos reducidos con un límite de 10 personas. Esos grupos deberán estar integrados por las mismas personas y no podrán mezclarse entre sí. Está prohibida la utilización de espacios cerrados o cubiertos.

Además, se podrán llevar adelante** celebraciones litúrgicas** con una capacidad máxima de 20 personas dentro del templo y otras 20 en los espacios al aire libre, como patios o atrios de las instituciones.

Las celebraciones litúrgicas podrán realizarse con una capacidad de 1 (una) persona cada 15 metros cuadrados con un máximo de 20 asistentes dentro de los templos o establecimientos destinados a actividades religiosas y 20 asistentes en los espacios al aire libre perteneciente a los mismos.

Dentro del protocolo se especifica que las actividades pastorales podrán realizarse según las siguientes especificaciones:

-Podrán permanecer en el espacio 1 persona cada 4 mts2.
-No podrán desarrollarse actividades que impliquen contacto físico entre los participantes.
-Los materiales (incluyendo libros o material de lectura/rezo) no se podrán compartir en ningún momento del desarrollo de la actividad. -La higiene de los mismos se realizará antes y después de cada actividad.
-No podrán utilizarse instrumentos musicales, micrófonos, mate, vaso y otros utensilios.

La posibilidad de llevar a cabo celebraciones litúrgicas y actividades pastorales al aire libre se suma a las acciones ya implementadas en la Ciudad como la habilitación de las celebraciones religiosas en los templos con capacidad máxima, el ingreso a los templos para el rezo individual y la asistencia espiritual individual. El Protocolo para el acompañamiento a pacientes en final de vida en contexto de Pandemia COVID-19 y la reglamentación para el ingreso a los cementerios y al crematorio de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a un Ministro Religioso para la realización del responso y/o despedida final del difunto junto a sus seres queridos.

Deja una respuesta