Los dólares financieros siguen de a poco reacomodándose al alza, ya que crece la percepción de abaratamiento entre los inversores, dicen en las mesas. A fines de 2020, la brecha entre los tipos de cambio implícitos y el dólar solidario había llegado a los $8 ($140 vs. $148), pero en los tres primeros días de 2021 ese spread se redujo a menos de $5.

Recordemos que en diciembre, los dólares bursátiles -que surgen de la compra y venta de bonos y/o acciones- acumularon una merma de hasta el 5,4%, y encadenaron 14 jornadas consecutivas operando por debajo del dólar solidario.

En el mercado informal, el dólar blue cerró estable este miércoles a $160, tras ceder $6 en las dos primeras ruedas del año, de acuerdo a relevamientos de Ámbito en cuevas de la city porteña.

De esta manera, la brecha del blue con el oficial mayorista se mantuvo abajo del 90% por segunda jornada consecutiva (en el 88,4%).

Tras tocar un pico de $195 a fines de octubre, el blue comenzó a recorrer un sendero a la baja que llevó la cotización hasta los $146 el 10 de diciembre. Desde allí, producto de una renovada demanda de dólares desde el sector privado como cobertura antes de fin de año, retomó su tendencia alcista. Como resultado de este comportamiento, en diciembre exhibió un incremento de $11 (7,1%).

En el mercado oficial, por su parte, el dólar solidario, que incluye el Impuesto PAÍS del 30% y el tributo a cuenta de Ganancias del 35%, cerró estable a $149,41, ya que el dólar minorista terminó sin cambios a $90,55, de acuerdo al promedio de bancos, que releva el BCRA. En el Banco Nación, en tanto, el billete minorista -sin los tributos- culminó sin variantes a $89,75.

En el segmento mayorista, en tanto, la divisa ascendió 10 centavos a $84,91, bajo la regulación estricta del Banco Central.

Fuentes del mercado estimaron que la autoridad monetaria terminó con un leve saldo a favor, con lo que en los tres primeros días hábiles de enero acumula compras netas por unos u$s12 millones. Se trató además de la 17° jornada consecutiva con resultado positivo para la autoridad monetaria en sus sendas intervenciones.

Desde el 2 de diciembre que el BCRA no vende divisas en el MULC y desde entonces registra una posición neta compradora superior a los u$s600 millones. Así, acumula más de un mes calendario sin ventas de divisas en el mercado oficial.

«La secuencia de compras netas sigue siendo un dato positivo a resaltar, pero siempre en un escenario de reducido nivel de actividad y con un promedio diario de operaciones inferior al del mes anterior», comentó un analista.

Con una recuperación en el volumen negociado, la divisa estadounidense se mantuvo con ligeras oscilaciones, dentro del rango de fluctuación propuesto para la fecha por la estrategia de regulación oficial.

Los máximos del día se anotaron a poco de comenzadas las operaciones, en $84,91, diez centavos arriba del final previo. El flujo de ingresos se hizo algo más intenso al promediar la jornada, provocando un ligero repliegue de la cotización que tocó mínimos en $84,89, poco antes de la intervención compradora del Banco Central. La actividad oficial detuvo la caída de los precios y con algunas variaciones los llevó al cierre a acomodarse en los máximos de la sesión, comentó el analista Gustavo Quintana.

El volumen operado en el segmento de contado ascendió a u$s166,218 millones.

En los tres primeros días de esta semana, el tipo de cambio mayorista acumula una suba de 76 centavos, un dato que permite proyectar una corrección semanal superior a la registrada en la semana anterior.

Operadores destacaron que la intervención oficial también se mantuvo con cierta intensidad en los mercados de futuros, siempre con la intención de suavizar la tasa implícita con caídas de los precios en los plazos más inmediatos.

En este marco, las reservas brutas internacionales del BCRA se mantuvieron estables en los u$s39.542 millones.

Por fmluzucom

Deja una respuesta