Tomar vinagre de manzana en ayunas es un hábito que pisa fuerte en la agenda del bienestar y que en el último tiempo se volvió viral en las redes sociales por sus supuestos beneficios milagrosos que le atribuyen celebridades de la talla de Jennifer Aniston y Victoria Beckham. Con frecuencia, ambas figuras comparten con sus seguidores sus rutinas de cuidados diarios y ponderan la ingesta de esta bebida apenas se levantan a la mañana.

El superalimento que es rico en hierro y fibra que mejoran la visión y la digestión

Esta infusión, con una extensa trayectoria en la medicina alternativa, es reconocida por sus propiedades curativas.” Años atrás solía utilizarse para tratar la fiebre y aliviar todo tipo de dolor corporal. Incluso, estiman desde el portal especializado en salud Healthline, que en la Antigua Grecia, Hipócrates, padre de la medicina, empleaba el vinagre de manzana para desinfectar heridas y eliminar las llagas de la piel.

El vinagre de manzana se prepara con el jugo fermentado de las manzanas trituradas mediante dos simples pasos. Según Healthline, el proceso inicia mezclando la fruta con levadura para que los azúcares se fermenten. Luego se agregan bacterias para producir ácido acético, el principal compuesto activo del vinagre.

A nivel nutricional, el vinagre de manzana también es fuente de potasio y antioxidantes y se destaca por tener una baja densidad energética: una cucharada de vinagre de manzana contiene alrededor de tres calorías, aclaran en Healthline. Muchos optan por usarlo como aderezo en sus platos de comidas mientras que los más osados incursionan en hacer “shots” en ayunas con el argumento de que así incorporarán con éxito todos sus nutrientes.

Pero lo cierto es que son muchos los debates que giran en torno a los beneficios de esta nueva y popular costumbre de tomar vinagre de manzana en ayunas, la verdad es que hasta ahora había poca la evidencia científica que la respaldara. Sin embargo, un nuevo estudio arroja luz sobre esta bebida al demostrar tres posibles ventajas. Tras un exhaustivo análisis, los investigadores indicaron que esta bebida podría promover la pérdida de peso, reducir los niveles de glucosa en sangre y disminuir los lípidos, como el colesterol y los triglicéridos.

Una cucharada de vinagre de manzana contiene alrededor de tres calorías

El estudio publicado por la revista BMJ Journals, fue realizado por un grupo de científicos del Líbano a jóvenes de entre 12 y 25 años con exceso de peso. Durante la investigación se les pidió a 30 de los participantes que consumieran entre cinco, diez o 15 mililitros de vinagre de manzana diluido en 250 mililitros de agua todas las mañanas antes de desayunar por un plazo de 12 semanas. En paralelo, a otro grupo de voluntarios se les indicó tomar una bebida placebo realizada con ácido láctico y agua para que tuviera un aspecto y sabor similar.

Al finalizar, los datos arrojaron una caída significativa en el peso y el índice de masa corporal (IMC). Según encontraron, aquellos que tomaron vinagre de manzana durante el período analizado, perdieron entre seis y ocho kilos de peso y disminuyeron su IMC entre 2,7 y 3 puntos. Además, constataron que los participantes presentaron disminuciones significativas en la circunferencia de la cintura y la cadera.

Qué opinan los expertos

Consultado acerca de las virtudes de consumir vinagre de manzana tal como plantea el estudio, Fabio Nachman, jefe del Servicio de Gastroenterología del Hospital Universitario Fundación Favaloro (M.N. 96066), comenta que si bien el ácido acético es beneficioso para el organismo y aparentemente puede llegar a reducir los niveles de glucosa y triglicéridos en sangre, tomarlo en ayunas podría ser contraproducente para el estómago dado que daña sus mucosas gástricas. “Lo mismo que sucede cuando tomás vinagre de alcohol”.

Coincide Ivana Coronel, licenciada en Nutrición y coordinadora del Espacio Nutrivida (M.P.: 6171) quien dice que más allá de los resultados que arrojó el estudio en cuestión, también existe evidencia de que tomar vinagre de manzana en ayunas no solo podría generar lesiones estomacales, también podría erosionar el esmalte dental. Esta nutricionista considera que los beneficios que aporta esta bebida cuando se la toma con el estómago vacío, también se pueden adquirir con la ingesta de otros alimentos. “Las tres ventajas mencionadas por el estudio se pueden conseguir a través de una buena planificación alimentaria donde se priorice la ingesta de fibra, proteínas y grasas saludables”, estima.

Al respecto, la experta brinda algunas opciones de alimentos para sumar a los platos diarios y reducir la carga glucémica en pacientes sobre todo diabéticos o con resistencia a la insulina. Los primeros que menciona son los granos integrales, las semillas y los frutos secos. Continúa con las proteínas de alto valor biológico como las carnes, los lácteos y huevos, aunque también suma las de origen vegetal: legumbres, tofu y levadura nutricional. También hace hincapié en la ingesta de vegetales tanto crudos como cocidos y resalta la importancia del consumo de palta, aceite de oliva, de canola y de chía por su elevado contenido de grasas saludables.

“Es muy frecuente ver que nuestra sociedad le atribuye propiedades milagrosas a ciertos productos que prometen descensos de peso y cambios en el cuerpo, pero la realidad es que frente a ese objetivo, hay que ser conscientes de que son muchos los factores que determinan el peso de una persona”, opina Coronel. Según dice, “al respecto también hay que tener una mirada integral y analizar la historia de cada uno, las dietas restrictivas a las que se pudo haber expuesto durante su vida, los niveles de estrés, sus análisis de laboratorio y el contexto social y cultural en el que está inmerso”.

Por otro lado, los especialistas destacan que el estudio mencionado analiza a una pequeña porción de la población entonces es muy difícil saber si estos mismos resultados se darán en personas de otro rango etario al analizado. Tampoco se sabe con total certeza qué tipo de alimentación y ejercicio mantuvieron los participantes durante el tiempo que duró la investigación, dos factores que pudieron haber contribuido a la pérdida de peso.

La planta que aumenta la producción de colágeno y disminuye los signos de envejecimiento

Particularmente en relación a la moda de tomar vinagre de manzana en ayunas Coronel opina que no hay que ir tras las soluciones que prometen ser rápidas y mágicas descuidando la ingesta de diversos alimentos. “Para alcanzar los objetivos deseados, ya sea perder peso, reducir el colesterol o la glucosa, lo mejor es dejar de lado las presiones y exigencias y enfocarse en cambios que sean progresivos, pero sobre todo, que se puedan sostener en el tiempo”, dice la experta. Y ahonda: “Es importante construir hábitos saludables con el acompañamiento de profesionales para que se logre generar una buena relación con la alimentación sin descuidar otros aspectos”.

Para finalizar, Nachman recomienda llevar a diario una buena alimentación y hábitos saludables y advierte: “No arranquen la mañana con un trago ácido, el vinagre va en la ensalada no en el desayuno”.

Por fmluzucom