Cumbre de la CGT (hoy) revisa pacto precios-salarios

Feb 23, 2021

Será la primera convocatoria sindical extendida desde que la administración de Alberto Fernández lanzó casi en simultáneo las tratativas por una armonización de las variables del costo de vida y las paritarias en torno del 29% de inflación pautado en el Presupuesto 2021, por un lado, y el Consejo multisectorial para el diseño de políticas de largo plazo, por otro. Aunque en ambas instancias se da por hecho un apoyo mayoritario de la cúpula gremial el encuentro servirá para la puesta en común de los diagnósticos de los dirigentes.

La “mesa chica” tiene entre sus habitués a Armando Cavalieri (Comercio), Gerardo Martínez (Uocra), José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), Andrés Rodríguez (estatales, UPCN), Antonio Caló (metalúrgicos, UOM), Rodolfo Daer (Alimentación), Jorge Sola (personal del seguro) y Carlos Frigerio (cerveceros), entre otros. Para el plenario de hoy se espera la presencia también de los transportistas Roberto Fernández (colectiveros, Uocra) y Omar Maturano (maquinistas de trenes, La Fraternidad) y de líderes de espacios que no participan del Consejo Directivo de la CGT como la Catheda (gremios de la energía), el grupo Sindicatos en Marcha para la Unidad Nacional (Semun), el “Núcleo” del antiguo Movimiento de Trabajadores Argentinos, el Movimiento de Acción Sindical (MASA) o las 62 Organizaciones en algunas de sus tres encarnaciones.

El objetivo de la jefatura es mostrar una posición unívoca a favor de las gestiones encaradas en particular por Daer como dirigente más afín a Alberto Fernández, y darles un espaldarazo a las dos convocatorias oficiales. Es que la CGT necesita apostar, incluso desde una desconfianza generalizada, al proyecto del Ejecutivo de coordinar expectativas inflacionarias en acuerdo con sindicatos y grandes empresarios. Sobre todo, porque los gremios sólo deben firmar paritarias en números similares al 29% pero a cambio de garantizarse cláusulas de actualización más o menos automáticas (llámense o no gatillo) y con el agregado del proyecto de ley de exención del impuesto a las Ganancias para los sueldos de hasta 150 mil pesos.

En cuanto al escándalo por las vacunas la central mantuvo una actitud cautelosa. Ante algunas versiones que indicaban que había dirigentes beneficiados el propio Daer desmintió que fuese uno de ellos y cerca de Cavalieri también lo negaron. La principal razón de inquietud en la CGT respecto del episodio es el efecto que el reordenamiento ministerial podría tener en el proyecto de reforma de salud que alimenta Cristina de Kirchner. Si bien la nueva ministra, Carla Vizzotti, no figura entre los patrocinadores, en la central lamentan la salida de González García por entender que el sanitarista era una valla de contención más concreta respecto de la iniciativa.

A esa preocupación se le suma la del futuro de la Superintendencia de Servicios de Salud (SSS), el órgano clave de la relación entre los gobiernos y la CGT por estar a cargo del control de las obras sociales sindicales y también de los multimillonarios recursos del Fondo Solidario de Redistribución (FSR) que repaga el valor de los tratamientos, remedios y prestaciones más costosas. A cargo del organismo permanecía hasta ayer Eugenio Zanarini, un hombre de confianza de González García. La central sindical había pedido para ese puesto a David Aruachan, un médico que encabezaba la obra social de UPCN, y que finalmente quedó a cargo de la gerencia general, como virtual número dos.

Comparte esta pagina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *